Follow by Email

domingo, 2 de octubre de 2016

Estar en el Espíritu: Ejerciendo el Sacerdocio Eterno







"Dios estableció dos sacerdocios para ofrecerLe sacrificios aprobados y aceptables delante de su Santidad. El Aarónico y el de Melquisedec. El primer, terrenal, imperfecto y corruptible por el pecado y la muerte, era solo una figura del Sacerdocio Santo, incorruptible y Eterno de la Orden de Melquisedec.

El Sacerdocio Eterno de Melquisedec fue establecido el día en que Jesucristo Hombre, resucitado y ascendido a los Cielos a la Majestad en las Alturas, se presentó ante el Trono de su Padre con la sangre bendita santa y pura que derramó como Cordero Inmolado, con su propio sacrificio en la Cruz del Calvario.

Su Sacrificio fue agradable y Perfecto ante los ojos del Padre, y fue llamado por ÉL a sentarse en su Trono a su Diestra, hasta que todos sus enemigos fuesen puestos por estrado de sus pies.

En su nueva posición de Gloria y Poder, Jesucristo Hombre inició el ejercicio de su nueva obra: Abogado de sus hijos, comprados con su sangre, y Sumo Sacerdote del Orden de Melquisedec, Sacerdocio Eterno, ejerciendo su Ministerio incorruptible y Santo ante el Padre.

Estableció en la Tierra a reyes y sacerdotes, que ejercieran este nuevo sacerdocio eterno en el Templo de Dios, sacrificios, ya no de animales, sino de frutos de labios que confiesen el Nombre que es sobre todo nombre: el de Jesucristo el Hijo de Dios y Salvador nuestro.

Hoy el Señor está restaurando el Tabernáculo caído de David, el verdadero Tabernáculo de Dios, para que todos los que invoquemos su Nombre, ministremos a Dios Padre en Su Nombre, Alabanzas, Acciones de Gracias, Salmos, cánticos nuevos, cánticos espirituales, por medio del Espíritu Santo, con olor grato de Cristo, haciendo la Voluntad de nuestro Padre que está en los Cielos.

Hoy, el Espíritu Santo nos está guiando a cumplir este santo llamamiento, a todos los que somos de Cristo y estamos en ÉL como Nueva Criatura que somos.

Estar en el Espíritu: Avivamiento Personal







Se avecina muy pronto un gran Avivamiento entre los cristianos que escuchen la Voz de Dios para intensificar la oración en el espíritu. La II Venida del Señor está a las puertas y el Espíritu preparará a la iglesia para ese momento.



Habrán dos acontecimientos que sacudirán al mundo entero: Gran Avivamiento en los cristianos que obedeciendo al Señor, intensifican su vida de oración en el Espíritu lo que provocará el avivamiento del don de lenguas que en ellos reside y rápidamente serán revestidos de poder para testificar de Jesucristo, ayudándoles el Señor con Derramamiento del E.S. en las iglesias.



Las falsas doctrinas serán barridas por el poder del Espíritu Santo, liberando a los cristianos de esas cadenas de mentiras, pero los falsos maestros no arrepentidos serán enjuiciados por el Juez. El Espíritu nos llama a obedecer la Voz del Señor y apartarnos de las falsas doctrinas cuando seamos visitados.

martes, 27 de septiembre de 2016

2.Estar en el Espíritu, La Vida Normal del Cristiano: Avivamiento.

Se avecina la lluvia tardia del Espíritu Santo sobre la Iglesia del Señor. La lluvia temprana ocurrió hace casi 2000 años cuando descendió el Espíritu de Dios en Pentecostés y como 120 discípulos de Jesús recibieron el primer derramamiento del Espíritu, que había sido profetizado por Joel, 750 años antes. En aquella ocasión los discípulos de Jesús que recibieron ese derramamiento, hablaron en lenguas y el Poder de Dios, por su Espíritu se manifestaba en ellos dentro de las iglesias y en las calles y casas hablaban con denuedo la Palabra del Evangelio, respaldándoles el Señor con grandes prodigios, milagros y señales.

500 años después del inicio de esa lluvia tardía, las jerarquías de las iglesias apagaron al Espíritu prohibiendo que los creyentes ejercieran las  manifestaciones de los dones espirituales por los abusos que se daban y por la falta de sometimiento a la jerarquía eclesial ya establecida. Pasados 1500 años, en el año 1900 empiezan a ocurrir manifestaciones del Bautismo en el Espíritu Santo en creyentes evangélicos inconformes con la resequedad espiritual que había en sus iglesias en aquél momento: había buena doctrina, pero faltaba vida en las iglesias, algo faltaba en el Evangelio en que habían creído.

Grupos de creyentes, reunidos en torno a las Escrituras, escudriñaban la Palabra de Dios, en especial el libro de los Hechos de los Apóstoles y las cartas del apóstol Pablo a los Corintios. Dispusieron en ayunos y oración la búsqueda delante del Trono de Dios, el ser bautizados con el Espíritu Santo; y, Dios fiel a su Promesa, derramó sobre ellos de su Espíritu. Se inicia así el principio de la lluvia tardía que estaba profetizada para los tiempos postreros.

En 1948, con la creación del Estado de Israel, se inauguran los días del fin y comienza a desarrollarse el cumplimiento profético de las profecías del Fin de los Tiempos, entendiendo que el Fin de los Tiempos se refiere al Tiempo de los Gentiles y el Tiempo de los judíos para Salvación por la fe en el Evangelio. Dios sigue desarrollando su Plan Eterno delante de los ojos del mundo y de la Iglesia, pero muy pocos se aperciben de lo que está ocurriendo. Dios estableció un Tiempo en el cuál los gentiles deberían buscar la Salvación por medio de la fe en Jesucristo, mediante la aceptación del Evangelio que es poder de Dios para Salvación, hasta que entre la Plenitud de los gentiles que han de ser salvos.

El Tiempo de la Plenitud de los gentiles está a punto de acabar y por eso el Señor derramará muy pronto en abundancia de su Santo Espíritu sobre toda carne que sea salva por la fe en Jesucristo, bautizándoles en el Espíritu Santo. Hoy el Espíritu deja oír su Voz, como trompeta de Dios en Sión, para que los hijos de Dios, los que han creído en Jesucristo, se humillen ante Dios, dejen sus prácticas idólatras, laven sus pecados en la sangre de Jesucristo y clamen por la misericordia de Dios, porque el Día del Señor está cerca o, día de Tinieblas y Oscuridad para el mundo; pero de resplandor del Señor en la Iglesia, para que sea vista la gloria del Señor en ella.

Dentro de poco tiempo veremos la gloria de Dios en la Iglesia del Señor, con la manifestación de milagros, sanidades, prodigios y señales de mano de creyentes llenos del Espíritu Santo, que han experimentado el Bautismo en el Espíritu Santo. Millones de personas se convertirán al Señor, se desatará una Gran Persecución sobre la Iglesia, muriendo cristianos por millones, hasta que el Señor Arrebate a la Iglesia para encontrarse con ÉL en las nubes.

martes, 8 de julio de 2014

ISRAEL, EL CALIFATO Y LAS PROFECIAS





Por: Dr. Emmanuel García Moreno



Las profecías del Dios Altísimo tienen la finalidad de dar a conocer al pueblo de Dios, los eventos futuros  del accionar del hombre, que solo el Dios Verdadero puede conocer debido a su atributo de Presciencia. Todas las profecías dadas por Dios Eterno a sus santos profetas tienen fiel cumplimiento.

La dificultad para comprender  las profecías divinas, radica en la capacidad del hombre de interpretarlas para el momento de su cumplimiento. Daniel, siervo de Dios Altísimo entendió que para comprender y conocer el significado exacto de las profecías dadas por el Señor a sus profetas, era necesario postrarse en humildad delante de ÉL en ayuno, oración y lágrimas para encontrar misericordia y recibir la correcta interpretación.

Tenemos también la palabra profética más segura, a la cual hacemos bien en estar atentos como a una antorcha que alumbra en lugar oscuro, hasta que el día esclarezca y el lucero de la mañana salga en nuestros corazones; por lo cual no debemos menospreciarlas.

La profecía se origina en la Voluntad de Dios desde el Trono de su Gracia y Misericordia; y es del mismo lugar del cuál debe salir la interpretación, ya que la profecía no es de interpretación privada, porque ella es espiritual, divina. La interpretación correcta de las profecías tiene que ser confirmada con el cumplimiento de los hechos que fueron descritos antes que sucedieran.

Hace 28 años, inspirado por el ejemplo de Daniel, busqué el Rostro del Señor para entender las profecías del fin de los tiempos de los cuáles hablaron los profetas, los apóstoles y el Hijo de Dios, Jesucristo nuestro Señor y Salvador. Empecé a tener una comprensión de la palabra profética, muy diferente a como se enseñaba en aquel tiempo. En cuánto todos miraban hacia Europa, como heredera natural del Imperio Romano, como la cuna del Anticristo y de las 10 naciones que se levantarían para conformar en los tiempos del fin una Confederación de 10 naciones, basados en las visiones proféticas de Daniel y Apocalipsis; yo miraba hacia el Medio Oriente y entendía que sería de esa región desde donde se desarrollarían los eventos señalados por Daniel., el bien amado.

Enseñé en aquellos años ante poco más de 100 personas que estuviéramos atentos al Medio Oriente en los futuros 20 o 25 años a partir de aquél año, porque se desarrollarían eventos de gran importancia profética y empezaría a tomar forma lo descrito por Daniel en sus visiones, con la aparición del cuerno pequeño en medio de la presencia de 10 naciones que formaron parte del Imperio Romano.

A principios del año 2011, con las revueltas árabes, entendí que había empezado el tiempo del cumplimiento de las profecías de Daniel y Apocalipsis, referentes a la última de las Bestias que él había visto en una de sus visiones. Escribí apresuradamente el libro Islam, el Azote de Dios, disponible ahora en Amazon y publicada la primera edición en Noviembre de ese año, y hoy sirve de testimonio de que los eventos que están ocurriendo hoy en esa región del mundo, fueron anunciados por Dios Altísimo desde hace más de 2500 años.

Entiendo pues por las profecías, que las naciones árabes del Medio Oriente, tal y como las conocemos hoy, con sus fronteras establecidas en los años 20 del siglo pasado, por el tratado Sykes-Picot, correspondían a las 10 naciones que obtendrían vida para los tiempos del fin, según la visión de Daniel: "Y LOS DIEZ cuernos significan que de aquel reino se levantarán diez reyes; y tras ellos se levantará otro, el cual será diferente de los primeros, y a tres reyes derribará.”

Primero se levantarían esas 10 naciones y seguidamente aparecería el cuerno pequeño. A mi entender las 10 naciones a que hace referencia Daniel, surgieron a principios del siglo XX con la desaparición del Imperio Otomano y la puesta en cumplimiento del acuerdo  Sykes-Picot, entre ellas, Arabia Saudita, Irak, Siria, Líbano, Jordania y los países del Golfo Pérsico, incluyendo a Israel. 

En esa misma línea de entendimiento, el cuerno pequeño a que hace referencia Daniel, tendría que aparecer para los tiempos del fin en medio de estas 10 naciones creadas en los últimos 90 años. Estoy plenamente convencido que se está refiriendo al Califato proclamado el 29 de Junio por el EIIL. Lo sorprendente de este Califato proclamado, es que está ubicado en un territorio que a nuestro  entender es la tierra de Sinar, dando así a una profecía poco mencionada y reverenciada de Zacarías, que señala: 





"Y salió aquel ángel que hablaba conmigo, y me dijo: Alza ahora tus ojos, y mira qué es esto que sale.

Y dije: ¿Qué es? Y él dijo: Este es un efa que sale. Además dijo: Esta es la iniquidad de ellos en toda la tierra.

Y he aquí, levantaron la tapa de plomo, y una mujer estaba sentada en medio de aquel efa.

Y él dijo: Esta es la Maldad; y la echó dentro del efa, y echó la masa de plomo en la boca del efa.

Alcé luego mis ojos, y miré, y he aquí dos mujeres que salían, y traían viento en sus alas, y tenían alas como de cigüeña, y alzaron el efa entre la tierra y los cielos.

Dije al ángel que hablaba conmigo: ¿A dónde llevan el efa?

Y él me respondió: Para que le sea edificada casa en tierra de Sinar; y cuando esté preparada lo pondrán sobre su base."



La característica principal de aquello que se ubicaría en la tierra de Sinar, sería la Maldad, que reinaría desde aquellos confines de la tierra bien definidos: territorio entre Irak y Siria.

Estoy plenamente convencido, teniendo en cuenta las profecías de Dios Omnisciente, que de ese cuerno pequeño saldrá el Anticristo, lo cual me hace entender que éste será un islámico radical, derramador de sangre, violento, cruel y despiadado; en fin un terrorista desalmado y no un europeo refinado y carismático. 

Las pretensiones declaradas del Califato son que aquellas naciones que en algún momento en el pasado formaron parte del Imperio islámico, vuelvan a ser tierras islámicas bajo la soberanía de Alá y de su Califa. Una de esas naciones, que no es musulmana, es Israel.

Israel debe prepararse para el reconocimiento del Califato y su adhesión a él de parte de los "palestinos". Es solo cuestión de tiempo, poco tiempo por cierto, que esto suceda. En la medida en que este Califato o cuerno pequeño vaya creciendo, asimismo será la amenaza para la existencia de Israel.

¿Podremos imaginarnos a los territorios “palestinos" de Gaza y Cisjordania declarando su reconocimiento y aceptación a la autoridad del Califa y su adhesión al Califato? 

viernes, 4 de abril de 2014

Crece la expectativa en Siria por la llegada del Anticristo musulmán





La mayor noticia de todos los tiempos es la de la muerte y resurrección de Jesucristo, el Hijo de Dios, Salvador y Señor nuestro, que todavía hoy 2000 años después, no ha perdido su frescura, impacto y novedad.

 

Sin embargo esta, noticia de lo que está pasando en Siria , es una de las más significativas de los últimos 20 siglos. Por miles de años se ha querido conocer acerca del Anticristo y su identidad; pues ahora el mundo y la iglesia de Cristo están a punto de conocerlo.

 

La caída de Bashar al Assad tendrá mucho que ver con el reconocimiento de este personaje tan nefasto para los cristianos primeramente, para los hombres en general y para los judíos en particular; porque de las batallas que se están librando en Siria a manos de los yihadistas por un lado y de las fuerzas gubernamentales por el otro, los islámicos reconocerán a su líder espiritual, el ungido de Alá, que no es otro que el Anticristo mencionado en las Sagradas Escrituras, el Mahdi para los musulmanes devotos, o sean los terroristas.

 

Los seguidores de Alá, conocido en la Biblia como la Serpiente Antigua o Satanás, se gozarán y alegrarán cuando este hombre de pecado y de maldad aparezca, y, correrán a tomar las armas a su llamado a la Yihad global para someter al mundo bajo la sharia o ley islámica inspirada en el Corán y en los hadices.

 

Lo que hoy vemos en las noticias en Internet, mas no en las grandes cadenas noticiosas del mundo, acerca de la persecución y matanza a los cristianos en manos de los islámicos, es un pálido anuncio de la tribulación a que se verán sometidos muchos hijos de Dios antes del Retorno de Jesucristo nuestro Señor por su Iglesia a cumplir plenamente Su Palabra de “Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis”.

 

Los musulmanes se han desparramado por todas las naciones buscando cumplir el mandato de Mahoma de someter todas las naciones al Islam, ponerlas bajo la égida de Alá y de paso cortando la cabeza a los cristianos por creer que Jesucristo es el Hijo Unigénito y Eterno de Dios.

 

Es de Siria de donde saldrá el Anticristo, que por cierto es islámico y será quién unirá a los musulmanes tras sí en su intento de subyugar al mundo y someterlo al islam.

 

Para quienes lo puedan recibir: el falso profeta que nos habla Juan en Apocalipsis, será aquel judío que Israel está esperando como su mesías, quien se aliará con el Anticristo. Esta alianza es la que traerá una falsa y engañosa paz en Medio Oriente entre los árabes e Israel, que durará 3.5 años.
 

 
La marca que el Anticristo pondrá en la frente o mano derecha de quienes hayan apostatado de su fe en Cristo Jesús, será la escritura en árabe: “Alá es el único dios y Mahoma su profeta”. No será la implantación de un chip, sino una marca con metal al rojo vivo.

Lea la noticia en este enlace:
http://www.noticiacristiana.com/iglesia/escatologia/2014/04/crece-la-expectativa-en-siria-por-la-llegada-del-anticristo-musulman.html